Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Alarma en la DGT por el fuerte incremento en el consumo de alcohol y drogas al volante

En sólo una semana, casi 2.500 conductores, el 34 por ciento,  han sido denunciados por los agentes de la Agrupación de Tráfico de la Guardia Civil por conducir habiendo consumido alcohol o drogas. Estos datos se enmarcan dentro de la campaña que la DGT puso en marcha entre el 2 y el 8 de junio y cuyo objetivo era el de poner fuera de la red viaria a aquellos conductores que habían  bebido o consumido droga. Tráfico cree que ésta es una de las razones por las que está aumentando el número de muertos en accidente. La sanción por dar positivo en drogas es de 1.000 euros y seis puntos del carné.