El niño ajedrecista que ha firmado tablas con Kárpov se declara fan de Risto: “Si tuviera aquí un botón de oro, te lo daba”