Un jurado popular juzgará a la presunta asesina de Gabriel por un delito de asesinato y otro contra la integridad moral