El pantano de Mansilla se seca y deja a la vista el viejo pueblo