Nueve mecanismos de defensa del cuerpo que activas aunque no quieras