"A mis padres les duele más que tenga yo cáncer que si lo tuvieran ellos"