Los fiscales apoyan las investigaciones de bebés robados