Las manifestaciones no paran a Maduro que sigue con su su plan constituyente