Siete atentados en dos ciudades sirias dejan más de cien muertos