Una gaviota se posa sobre la chimenea de la fumata y acapara todas las miradas