Dolor y emoción en el homenaje a las víctimas de los atentados de París