La Policía realiza una explosión controlada del artefacto encontrado en Gatwick