Gobierno vasco quiere que el desarme de ETA llegue a buen puerto "sin contrapartidas"