La SGAE acoge la capilla ardiente de la actriz Ana Diosdado