El consulado confirma la desaparición de un español