Para Zapatero éste es el "principio del fin" de los paraísos fiscales