Catherine Zeta Jones, irreconocible en su última aparición pública