Emma tiene que poner paz entre los pretendientes de Violeta y advierte: "No se puede hablar por privado"