Gjorgjev da una clase magistral de cómo quitar las telarañas de la portería, ¡qué golazo!