El Laboral Kutxa, ya sin presión, arrolla al Fenerbahçe de Obradovic (95-73)