Ted Bundy violaba a sus víctimas antes y después de matarlas