Castle reconoce al asesino de la máscara 30 años después por su voz