Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Hamás aclara que la tregua con Israel "deberá esperar" hasta este miercoles

Violencia en GazaReuters

La milicia palestina Hamás ha aplazado al menos hasta mañana la firma de un alto el fuego con el Gobierno israelí, que todavía tiene que responder a varios requisitos planteados por las autoridades de la Franja de Gaza para acordar una tregua que ponga fin a los ataques cruzados desde el pasado miércoles. Ante este esperado alto el fuego, las Fuerzas de Defensa israelíes han movilizado a 56.000 reservistas para que se incorporen a la operación 'Pilar de Defensa', lanzada el pasado miércoles para responder a los cohetes lanzados desde la Franja de Gaza por las milicias palestinas.

Pese a que un portavoz de Hamás confirmó este jueves la firma de una tregua y su aplicación a partir de medianoche, el dirigente Ezzar al Rishq ha aclarado que no hay nada cerrado. "Debemos esperar hasta mañana", ha apuntado en declaraciones a Reuters, a la espera de que Israel se pronuncie sobre unas peticiones que Al Rishq no ha aclarado.
El portavoz del Gobierno israelí, Mark Regev, ya había desmentido previamente que existiese un acuerdo en firme. "La pelota sigue en juego", aseguró a la cadena de televisión CNN, en unas declaraciones ratificadas también por un fuente de la mediación egipcia que afirmó a la agencia Reuters que "las conversaciones todavía continúan".
Ataque mortal desde Gaza
En este ambiente de espera, fuente militares israelíes han informado de que un militar de las Fuerzas de Defensa de Israel y un civil israelí han muerto este martes por el impacto de un proyectil lanzado desde la Franja de Gaza contra la localidad de Eshkol, situada en el suroeste de país.
El diario 'Yediot Ahronot' ha informado de que el militar abatido ha muerto por el impacto de un cohete contra la sede del Consejo Regional de Eshkol. Según el diario 'Haaretz', el proyectil ha causado la muerte del militar y de un civil. El militar ha sido identificado por el Ejército israelí como el cabo Yosef Partok, de 18 años de edad.
Movilización masiva
Las Fuerzas de Defensa israelíes han movilizado a 56.000 reservistas para que se incorporen a la operación 'Pilar de Defensa', lanzada el pasado miércoles para responder a los cohetes lanzados desde la Franja de Gaza por las milicias palestinas.
De estos 56.000 reservistas, el 85 por ciento ha respondido a la llamada a filas, según informa el periódico 'Haaretz'. El Gobierno autorizó la semana pasada la movilización de hasta 75.000 personas para su posible incorporación en la ofensiva militar sobre la Franja.
Israel ha matado a más de 120 palestinos desde el comienzo de 'Pilar de Defensa', basada hasta el momento en bombardeos aéreos. El Gobierno de Benjamin Netanyahu no ha confirmado ni descartado una ofensiva terrestre, sobre la que apenas se ha hablado este martes por la inminencia de una supuesta tregua entre el Ejecutivo israelí y las milicias palestinas.
A la espera de ese alto el fuego, los bombardeos prosiguen. El Ejército israelí ha cifrado en 18 los milicianos de Hamás y Yihad Islámica muertos este martes como consecuencia de casi una veintena de ataques aéreos.
Sin embargo, entre las víctimas también figuran alrededor de 60 civiles, de los cuales la mitad eran niños. Dos cámaras de la televisión Al Aqsa y el director de programación educativa del canal Al Quds, ambas cadenas vinculadas a Hamás, han fallecido por los bombardeos israelíes de este martes.
Los dos cámaras han perdido la vida tras el disparo de un proyectil contra el coche en el que viajaban en la capital gazací, mientras que el miembro de Al Quds ha sido alcanzado también cuando circulaba a bordo de un vehículo, en su caso en el centro de la Franja.
Un portavoz del Gobierno de Hamás, Fawzi Barhoum, ha acusado a "los agresores israelíes" de querer "silenciar la voz del valiente pueblo de Gaza" mediante ataques contra la prensa. "El periodismo en Gaza desempeña un papel eficaz para exponer los crímenes del enemigo ante el mundo", ha dicho, en una rueda de prensa recogida por la agencia Reuters.
Un portavoz militar israelí, Arye Shalicar, ha respondido a las críticas advirtiendo del uso que los "terroristas" hacen de instalaciones destinadas a escuelas, mezquitas o incluso a la prensa. Según Shalicar, también utilizan a niños como escudos humanos.
"Cada vez que atacamos un objetivo, y hemos atacado más de 1.400, intentamos tener una certeza cercana al cien por cien sobre dónde está y qué es, para que sólo golpeemos a terroristas", ha declarado Shalicar a Reuters.
El Comité para la Protección de los Periodistas ha instado a Israel a "respetar sus obligaciones" y "cesar inmediatamente los ataques contra oficinas de prensa". En boca de su portavoz, Sherif Mansour, el Comité ha acusado al Ejército israelí de lanzar ataques contra instalaciones que sabe que está siendo utilizados por "numerosas organizaciones periodistas", cuyos trabajadores "son civiles protegidos por las leyes internacionales.
Los aviones israelíes han bombardeado dos veces en los últimos días un bloque de viviendas en Gaza utilizado por medios tanto locales como internacionales. Según Israel, el objetivo de estos bombardeos es la infraestructura de comunicación de las milicias.