Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Emigrantes españoles en Marruecos, el mundo al revés en ‘Fuera de Cobertura’

Más de 5.000 ciudadanos españoles residen en Marruecos de manera ilegal, sin permiso de trabajo, sin contrato, sin atención médica y, cuando consiguen trabajar, a veces sin sueldo. Son sin papeles que luchan por una vida mejor en el norte de África. La nueva edición de ‘Fuera de cobertura’, que Cuatro emitirá este lunes en prime time, mostrará el día a día de estos trabajadores que, a causa de la crisis, han emigrado del norte al sur para vivir el mundo al revés.

Indefensos y en malas condiciones laborales 
Miguel, un obrero de la construcción español, lanza este mensaje en vídeo: “Tengo 40 años y trabajo en Marruecos desde hace cinco por el tema de la crisis en España. Trabajo sobre 12 horas al día, 28 días al mes, para sacar un sueldecito medio digno”. Así arranca ‘El Estrecho, puerta giratoria’, un reportaje sobre ciudadanos españoles a los que la crisis ha expulsado de sus hogares en busca de trabajo, convirtiéndolo en una puerta giratoria para emigrantes. ¿Por qué emigrar a un país que siempre ha sido el vecino pobre del sur para intentar un futuro mejor? ¿Es eso posible?

‘Fuera de Cobertura’ viaja a Marruecos para retratar una realidad que impacta y conmueve a través de las historias de españoles emigrados y obligados a trabajar en condiciones precarias. Como muchos explican, “aquí por lo menos hay trabajo”; con ese mantra y a veces tras el drama de haberlo perdido todo en España, se emplean en todo tipo de oficios. Son obreros de la construcción, teleoperadores de empresas españolas, empleados de lavanderías o cocineros por sueldos con los que aquí no podrían llegar a fin de mes. La mayoría de estos trabajadores tienen jefes marroquíes que reconocen no entender qué hacen los españoles como mano de obra barata.  El desarraigo y el choque cultural también hacen mella en ellos, propiciando un estado de continua indefensa.

A Marruecos no solo llegan trabajadores de nuestro país, sino también empresas españolas, muchas de la industria textil, en busca de mano de obra barata. ‘Fuera de Cobertura’ accede a varias fábricas para mostrar la explotación y la falta de derechos. La desesperación que han generado la crisis y el paro en España y la laxitud de las leyes marroquíes en materia laboral han creado un ecosistema ideal para reducir sueldos y derechos.