Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

“El Moro”, el Perro de los Entierros que olía la muerte en Fernán Nuñez

“El Moro”, o también conocido como el perro de los entierros, era un perro callejero de aspecto esquelético y negro. Este perro rondaba el pueblo de Fernán Nuñez, en Córdoba, y tenía una cierta particularidad: rondaba las casas donde moría alguien al poco tiempo y acompañaba a los difuntos en sus entierros. Los vecinos le temían porque verle tumbado sobre la puerta de una casa significaba que alguien moriría. No obstante, fue muy querido y con su trágica muerte, alzaron su escultura en el parque del pueblo.