Djerba, el Caribe de África, donde pasear en camello a la orilla del mar es posible