Lavar el pollo crudo aumenta el riesgo de intoxicación alimentaria