Los compañeros de piso del senegalés muerto cuentan cómo ocurrió