EEUU trata de recuperar la normalidad tras el paso de Sandy