Grita desesperada desde su coche cuando ve que un oso se ha colado en su garaje