La Fiscalía perseguirá los comentarios en Internet que "deterioren la convivencia"