Ataque de Londres: La policía rebaja de cinco a cuatro los fallecidos