Hollande asegura que los bombardeos han destruido "santuarios" del Estado Islámico