Una decena de especies, incluida el hombre, podrían extinguirse por el cambio climático