Los independentistas celebran en la calle la ruptura con España y la República catalana