Las condiciones en las que viven los policías y Guardia civiles destinados en Cataluña