Rajoy reclama un Govern viable en Cataluña, que cumpla la ley y que dialogue "en serio"