Matas entra a los juzgados entre insultos