Donald Trump, antes y después