Standar and Poors asegura que la austeridad no basta para generar crecimiento