Un adolescente descubre en Alemania un tesoro perteneciente al rey Harald