La web del Parlament de Cataluña se queda sin ningún tipo de contenido