Tráfico de influencias, en 'Diario de'