De California a Cantabria, gracias a la red encuentra sus orígenes