Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El FMI cree que la prima de riesgo en España puede llegar a los 750 puntos

Un nuevo informe del FMI advierte del precario equilibrio del euro por la crisis, que ha aumentado la "brecha entre el centro y la periferia" de la eurozona. El 'Informe Global de Estabilidad Financiera' explica que eso es evidente en las primas de riesgo de Italia o España que están 200 puntos por encima de su "justo valor" y prevé que nuestro diferencial con el bono alemán podría irse a los 750 puntos básicos. Para el ministro de economía, Luis de Guindos, estas previsiones son “respetables pero no están escritas en bronce”.

Olivier Blanchard, economista jefe del FMI, ha defendido el programa del BCE de compra de deuda, pero advierte de los riesgos políticos que comporta por las condiciones que exige a los países receptores del dinero y dice que tratan de poner en marcha programas para estabilizar la deuda y facilitar financiación, pero reconoce que es muy difícil.
El Fondo asegura que si no se toman medidas "claras" y "rápidas" para una hoja de ruta en la unión bancaria europea, "la confianza no se restaurará de manera sostenida" en la zona euro, además, subraya que cuanto más dure la crisis, mayores costes habrá para el sector público y más difícil será reintegrar a la periferia con el núcleo.
Las previsiones "no están escritas en bronce"
Nuestro minsitro de Economía, Luis de Guindos hace otra lectura de las previsiones del Fondo, “son absolutamente respetables pero, si ustedes me permiten, no están escritas en bronce”.
El informe del FMI además, advierte de que la salida de capitales experimentada por España e Italia en términos interanuales el pasado mes de junio alcanzaba 531.000 millones de euros, de los que 296.000 millones correspondieron a España y 235.000 millones a Italia.
En este sentido, la institución dirigida por Christine Lagarde considera esta salida de capitales desde la periferia de la zona euro hacia el núcleo de la región "a un ritmo típicamente asociado a crisis de divisas" como un síntoma de la intensificación de la crisis de la eurozona.
"Tanto España como Italia han sufrido salidas de capitales a gran escala en los doce meses anteriores al pasado mes de junio", señala el FMI, que cifra en 296.000 millones de euros, el 27% del PIB español en 2011, el dato correspondiente a España, mientras que en el caso de Italia la salida de capitales sumó 235.000 millones, equivalente al 15% del PIB de 2011.
Las empresas españolas no se beneficiarán de las medidas
El Fondo Monetario Internacional, además, considera que la mayoría de las empresas españolas e italianas no podrán beneficiarse del impacto positivo que ha tenido el nuevo programa de compra de deuda anunciado por el Banco Central Europeo (BCE) a la hora de facilitar la financiación en los mercados de capitales.
"Las emisiones de deuda récord realizadas por algunas grandes empresas españolas e italianas inmediatamente después del anuncio del nuevo programa OMT del BCE sugieren que algunas compañías podrían sustituir la financiación bancaria por la financiación en los mercados de capitales si se mantienen los beneficios del programa OMT, pero la mayoría de las empresas tradicionalmente dependientes de la financiación bancaria es improbable que se beneficien en la misma medida", explica.