Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Diario de... Un adicto

A menudo, ser adicto implica llevar una doble vidaTELECINCO
El campo abarcado por las adicciones va más allá de su relación reduccionista con el alcohol, las drogas y el tabaco. 'Diario de' se sumerge en el universo de la poliadicción, un mundo tan amplio como inexplorado que, a menudo, obliga al afectado a llevar una doble vida para esconder su enfermedad y poder dar rienda suelta a sus impulsos.
"No fui yo, fue la droga". Esas fueron las palabras de Rodrigo de Santos, ex teniente de alcalde de Palma de Mallorca pronunció tras ser acusado y detenido por un presunto de abuso a menores. La fiscalía, además, descubrió que se había gastado 50.800 euros de la visa municipal en locales de alterne homosexuales. Con varias causas pendientes con la justicia, este político de 42 años, se declaraba 'esclavo' de la coca. Así, llevaba una doble vida y tenía una doble moral: marido, padre de cinco hijos y miembro respetado de la Iglesia cuando se levantaba, era cliente de prostíbulos gays cuando se acostaba.
Jaume Santandreu , un sacerdote de Palma de Mallorca muy crítico con las esferas políticas explica que "después de estas noches sicopáticas, Rodrigo de Santos decidía cosas definitivas sobre la ciudad, que nos han costado y nos costarán mucho dinero". Porque En Palma, mucho conocían conocían las juergas nocturnas del alcalde. Sin embargo, durante al menos dos años, Rodrigo de Santos pudo ocultarlo a sus colegas en el municipio. Mercedes Milá entrevista a Mirko, un prostituto que asegura haber tenido decenas encuentros sexuales con Rodrigo de Santos. Al parecer, De Santos no reparaba ni en gastos ni en tiempo. "Una vez  llegó a gastarse 7000 euros porque se encaprichó con un chico y lo quería hacer sin preservativo", explica el joven.
Mirko grabó unos videos con su teléfono móvil en el que, supuestamente, Rodrigo de Santos estaría desnudo y practicando el sexo con consoladores y en otras secuencias con un plato de cocaína al lado. Mercedes Milá observa esas imágenes que, sin duda, podrían ser parte de una película pornográfica. Lo más extraño es que De Santos estuviera tanto tiempo dando rienda suelta a sus adicciones, al margen de la ley.
SOS poliadictos
Existen personas que manifiestan diversas adicciones. Son individuos tendentes a tener una relación patológica con algo o con alguien. Empiezan a engancharse a los videojuegos y acaban siendo adictos a las compras. La periodista también asiste a una terapia a un adicto al sexo, un onanista compulsivo al que su dependencia ha destrozado la vida. Este hombre, esclavo de la pornografía, perdió el contacto con la realidad que le rodeaba y solo se relacionaba consigo mismo.
En 'Diario de... Un adicto', también se aborda el drama que supone para las familias del enfermo ver como destroza su vida. Los padres de una joven enganchada a la cocaína relatan el sufrimiento que supuso ver a su hija caer en el abismo de la droga. Afortunadamente, hoy lo pueden contar sin tener que lamentar que hayan perdido a su hija.
 
Entre las adicciones más recientes, que afecta especialmente a los jóvenes, se encuentra el 'Messenger'. Adolescentes que se tiran horas frente al ordenador, olvidándose casi de comer y de dormir, con el fin de mantener relaciones virtuales que, cuando se abusa de ellas, acaba aislándoles. Mar Monsoriu, autor del libro "Técnicas de Hacker para padres", revela algunas de las pautas que deben seguir estos para evitar riesgos. Entre los riesgos que  existen para estos jóvenes se encuentra una mayor exposición ante los pedófilos. Una redactora del programa se hace pasar por una chica de trece años. En tan sólo unos minutos descubre que los pedófilos están al acecho. Tras varios días chateando uno de estos desaprensivos le llama por teléfono. La reportera, vestida con uniforme de colegio, se cita con el pedófilo en una céntrica terraza de Madrid.