Sergio Morate, increpado a la salida del juzgado por las familias de Marina y Laura