El chavismo instala la Asamblea Constituyente frente al rechazo internacional