Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El erótico baño de César

Mientras Julio César hace negocios con Craso, éste le ofrece un baño relajante con varias esclavas y César intenta seducir a Corea, la jefa de las esclavas. Craso les sorprende y pide a Corea que se retire. “¿Me das regalos de vino y abrazos para luego quitármelos?”, dice César a Craso.