Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El beso de Ruxandra y Gabi desata los celos de Priscila

Mientras l@s candidat@s apuran sus últimas citas y los solteros se sumergen en un mar de dudas, las madres se dejan querer tras la tormenta generada por lo que unos y otros hicieron en la noche de su ausencia. La tensión llega cuando los solteros se enfrentan a una de las expulsiones más importantes del programa ya que, tras esta elección, habrán decidido qué dos candidat@s les acompañan al viaje romántico definitivo. Así transcurre la nueva entrega de '¿Quién quiere casarse con mi hijo?', docurreality presentado por Luján Argüelles que Cuatro emite el jueves 18 de octubre, a partir de las 22.30 h.

Después de haber traicionado la confianza de las madres, las pretendientes quieren recuperar el favor de sus futuras suegras y deciden agasajarlas entregándose a ellas durante toda una jornada: Dolores recibe por sorpresa una sesión de cambio de look en compañía de las chicas; Mari se da un paseo por Galicia con los pretendientes que luchan por el amor de su hijo; a Isabel le sorprenden con una sesión de spa en la que no puede evitar mostrar quién es su favorita y a quién no puede soportar; Toñi disfruta de un relajado masaje en casa; y Paqui se sube a un dromedario en una travesía muy particular.
Por su parte, algunos de los hijos se disponen, animados por sus pretendientes, a realizar tareas a las que no están nada acostumbrados: Gabi tiene que trabajar recogiendo hamacas en la playa, los mellizos buscan lombrices para un completo día de pesca y Pedro tiene que vestirse con un estilo muy diferente al suyo.
Al final del programa los solteros tienen que enfrentarse a una de las decisiones más complicadas hasta el momento: descartar a un candidat@ y elegir a los dos pretendientes con quienes se embarcarán en un viaje romántico que será determinante para la elección final. Eso sí, acompañados por sus respectivas madres.